tipos de pacto de socios

¿Qué es un Pacto de Socios y qué tipos hay?

No nos cansamos de recomendar firmar un Pacto de Socios (también conocido como «Acuerdo de Socios») desde el inicio de un proyecto formado por dos o más personas. De hecho, muchos CEO’s han recalcado la importancia de este documento. Y es que es un elemento clave dentro de la empresa desde el minuto cero. En este post te vamos a contar qué es y por qué es tan importante.

¿Qué es un Pacto de Socios?

El Pacto de Socios o Acuerdo de Socios es un documento privado que los socios de cualquier empresa firman para regular determinadas situaciones que, por sus características, no se contemplan en los Estatutos de la sociedad. El objetivo es evitar conflictos y anticipar los posibles problemas y roces que puedan surgir entre los socios y/o frente a terceros, y por eso es tan importante concretar bien qué términos y condiciones se contemplan en dicho pacto.

En otras palabras, este pacto sirve para fijar unas reglas de actuación en la empresa para saber qué hacer en situaciones donde se ponga en riesgo la continuidad de la compañía. También es donde se describe minuciosamente el proyecto y se asignan las funciones de cada miembro.

¿Qué tipos de Pacto de Socios hay?

Existen diferentes tipos de pactos de socios, en función del objetivo que quieran alcanzar o del momento en que se desee firmar. A continuación, encontrarás los tipos más comunes:

  1. Pacto de Socios – Seed stage

Hay que dejar sentadas las reglas de juego desde el primer momento. En un proyecto en fase semilla pero con un equipo emprendedor (dos o más personas), es muy importante firmar un Pacto de Socios desde el principio. El objetivo de este documento será regular cómo se trabaja conjuntamente, identificar a los fundadores, describir roles o funciones, valorar cómo harán o planean realizar la repartición de equity e incluir una serie de cláusulas que protejan la continuidad del proyecto. En esta fase, es normal que se firme un Pacto de Socios previo a constituir una sociedad.

  1. Pacto de Socios – Early stage

Después de pasar algunos meses trabajando en un MVP, desarrollando, testeando el mercado, etc., eventualmente se plantea la necesidad de firmar un Pacto de Socios. En este momento, el objetivo será regular las relaciones de los socios y el funcionamiento de la sociedad. Habrá que incluir cláusulas de protección del proyecto, regulación de permanencia y compromisos de dedicación relacionados a una cláusula de vesting. Todo esto previendo situaciones de bloqueo o ingobernabilidad de la empresa.

Asimismo, puede que en esta etapa se cuente con algún inversor de los llamados Family, Friends and Fools. Esto hace necesario incluir algunas cláusulas de control, tanto al órgano de administración como a la toma de acuerdos en Junta General. E incluso cláusulas económicas como derechos de arrastre (drag along) o de acompañamiento (tag along), entre otras.

  1. Pacto de Socios con aceleradora/incubadora

Con tantos programas de aceleración y opciones de incubación, es muy probable que un equipo de emprendedores sea admitido a uno de estos programas. Generalmente, se quedan con un porcentaje de la sociedad (entre un 3 y 12%) a cambio de los servicios o aportaciones que realizan al proyecto. En estos casos, siempre habrá un Pacto de Socios que regule la relación entre el equipo emprendedor y la aceleradora o incubadora. Regulará los servicios o aportaciones dinerarias.

En este tipo de Pacto de Socios se tendrán que incluir cláusulas similares a las comentadas en el Pacto de Socios – Early stage. Sin embargo, existe la particularidad que habrá otro socio (aceleradora o incubadora). Por tanto, la relación y rol tendrán que regularse de forma clara para evitar conflictos en el futuro.

  1. Pacto de Socios con mentor

Tanto en un Pacto de Socios Early Stage como en un Pacto de Socios con acelerador/incubadora, podemos agregar otro factor. Se podría dar el caso que exista un mentor desde el inicio al que a cambio de sus servicios de mentoring, se le otorgue un porcentaje minoritario en la sociedad. Es muy importante dejar muy bien regulada esta relación entre la sociedad y el mentor para determinar cuáles son sus obligaciones y dedicación respecto al proyecto.

  1. Pacto de Socios con crowdfunding

Algunos emprendedores deciden buscar financiación a través de plataformas de crowdfunding de inversión o crowdequity. En estos casos, personas que no son inversores profesionales pueden invertir pequeñas cantidades de dinero en una startup. La forma en que se realizará este crowdequity dependerá del funcionamiento de cada plataforma. Sin embargo, en todas ellas habrá un tipo de Pacto de Socios. En este caso regulará cómo entrarán estos pequeños inversores en la sociedad y exigirá ciertas cláusulas de protección, de control o económicas. El objetivo es garantizar al máximo la seguridad de la inversión recibida.

  1. Pacto de Socios – Growth Stage

Puede llegar el momento en el que la Startup puede realizar una ronda de financiación con un VC (fondo de inversión). Muy probablemente se enfrentarán a la negociación de su segundo o tercero Pacto de Socios. Este proceso de negociación empezará con un Term Sheet que dejará sentadas la bases de los términos y condiciones de la inversión. Una vez negociado, el Pacto de Socios que se firme hará mayor hincapié en las cláusulas de control.

Por ejemplo la creación de un Consejo de Administración y cláusulas que regulen la adopción de acuerdos de la Junta General, generalmente estableciendo materias reservadas en las que los socios inversores podrían vetar la toma de ciertas decisiones. Por otra parte, se hará mucho énfasis en las cláusulas económicas, las cuales regularán los casos de exit y retorno esperado por los inversores.

¿Cláusulas de un Pacto de Socios?

Es importante conocer las cláusulas que más se usan en este tipo de acuerdos. Nosotros las dividimos en tres grandes grupos y nos centraremos en las más importantes:

  1. Cláusulas de control: Son las que regulan cómo se adoptan las decisiones de la compañía.
  • Órgano de administración de la sociedad: (administrador único, administradores solidarios, administradores mancomunados o consejo de administración).
  • Mayorías reforzadas: Las decisiones se toman en junta general mediante el voto.
  • Derecho de Veto: Normalmente esta cláusula no se pone al iniciar un proyecto, a excepción de que entre un inversor.  Hay que determinar qué derecho tiene cada socio a la hora de votar, si entra en el consejo de administración o solo está en la junta de accionistas en la cual puede opinar, pero no decidir.

También es importante definir cuántos votos se necesitan para aprobar cada decisión.

  • Comité de Dirección: Órgano creado por la misma empresa con el objetivo de dar seguimiento y poner limitaciones a un administrador único. Algunas decisiones requerirán el voto positivo del Comité de Dirección.
  1. Cláusulas de protección: son las que protegen los activos de la compañía y sus socios.
    • Permanencia: Esta cláusula es la permanencia de los socios trabajadores. Se recomienda ponerla siempre en el acuerdo de socios.
    • No competencia contractual – post contractual: Es la cláusula que prohíbe montar o trabajar en el mismo sector y crear una competencia directa.
  • Prestaciones de los socios y aportaciones al proyecto: Es importante regular al máximo las aportaciones que cada uno está haciendo a la empresa. Por tanto, se debe detallar al máximo las funciones que tiene cada persona y de ser posible, vincularlas a un contrato de prestación de servicio donde se vean las horas trabajadas y sus funciones.
  • Cláusulas de confidencialidad: La cláusula de confidencialidad tiene la finalidad de garantizar que, mientras el empleado esté activo en la empresa o inclusive cuando haya terminado la relación profesional entre empleado y empresa, no podrá desvelar secretos acerca de su funcionamiento, gestión o cualquier tema de la empresa.

Nota: Para que todo lo anterior funcione correctamente, se deben poner cláusulas de penalización. Pueden ser económicas o en venta de participaciones.

  • Cláusulas de exit: Son las que regulan las salidas de los socios de los proyectos y en qué condiciones.
  • Régimen de transmisión de participaciones + derecho de adquisición preferente: En caso de que un socio decida salir del proyecto debe ofrecer sus participaciones primero a los demás socios de la empresa, dándoles prioridad sobre cualquier oferta de un tercero.
  • Derecho de arrastre – Drag along: El derecho del socio mayoritario de obligar a los minoritarios a vender en caso de recibir una oferta de compra por la totalidad (o mayoría) de la sociedad.
  • Derecho de acompañamiento – Tag along

Derecho de los socios minoritarios a vender en las mismas condiciones que el socio mayoritario en el caso de que este venda sus participaciones a un tercero.

  • Liquidación preferente en caso de exit: Es una cláusula más que todo para inversores. En caso de que haya una venta o liquidación del proyecto, el inversor es el primero en cobrar.

 

¿En qué etapas es posible firmar un Pacto de Socios?

Existen diferentes etapas en las que es posible firmar un Pacto de Socios y en función de la etapa en la que nos encontremos se introducirán unas determinadas cláusulas u otras.

Nosotros diferenciamos claramente dos tipos de Pactos de Socios:

Pacto de Socios inicial

Regulará las relaciones del equipo promotor, sus funciones, dedicación y aportaciones al proyecto. Este Pacto de Socios tiene por objetivo sentar las reglas del juego del proyecto y establecer los roles de los miembros del mismo.

Pacto de Socios con inversores

Regulará la entrada de los inversores en la sociedad y establecerá una serie de medidas para proteger su inversión. El objetivo de este Pacto de Socios es otorgar poder a los socios inversores para proteger su inversión y la toma de decisiones dentro de la sociedad.

Modelo de pacto de socios inicial

Muchos emprendedores nos preguntan por un modelo de pacto de socios. Solemos responder con muchas preguntas sobre su empresa, ya que no existe un documento estándar. Lo que debe incluir un Pacto de Socios dependerá de las características del proyecto. Sin embargo, en esta entrada vamos a detallar un modelo de un Pacto de Socios inicial:

  • Objeto del pacto de socios

Regular los términos y condiciones que regirán las relaciones entre los socios.

  • Cargos y remuneraciones

Determinación de los servicios que prestarán los socios promotores en la sociedad y la remuneración que tendrán por dichos servicios.

  • Gobierno de la sociedad

Regular el órgano de administración de la sociedad, la Junta General de Socios, las mayorías reforzadas para la adopción de determinados acuerdos, el Comité de Dirección/Seguimiento y sus funciones.

  • Plan de retención de talento

Introducción de mecanismos para retener el talento dentro de la compañía, ya sea mediante stock options, phantom shares o instrumentos similares.

  • Compromiso de permanencia

Fijación de la permanencia en sus respectivos cargos de los socios promotores y las cláusulas de penalización en caso de incumplimiento.

  • Compromiso de no competencia

Obligación de no realizar competencia mientras continúen como socios de la sociedad. Posibilidad de introducir no competencia post-contractual, una vez deje de ser socio de la sociedad.

  • Confidencialidad

Compromiso de no revelar información considerada como confidencial a terceros.

  • Régimen de transmisión de participaciones sociales

Establecer el mecanismo, así como limitaciones en caso de considerarse apropiado, para la transmisión de las participaciones de la sociedad entre los socios o terceros.

  • Derecho de arrastre – Drag along

Derecho del socio mayoritario de obligar a los minoritarios a vender en caso de recibir una oferta de compra por la totalidad (o mayoría) de la sociedad. (+ info aquí)

  • Derecho de acompañamiento – Tag along

Derecho de los socios minoritarios a vender en las mismas condiciones que el socio mayoritario en el caso de que este venda sus participaciones a un tercero. (+ info aquí)

  • Nuevos socios

Fijar las obligaciones de los nuevos socios de la sociedad y la obligación de firmar el Pacto de Socios.

  • Ley aplicable y jurisdicción

Establecer la ley aplicable y la jurisdicción competente para resolver la disputa en caso de conflicto entre las partes.

Conclusión

La realidad es mucho más compleja y muchas veces es difícil identificar en qué fase estamos. Por esta razón nuestra recomendación es informarse al máximo sobre este tema. También es importante contar con el asesoramiento legal adecuado para identificar qué tipo de cláusulas tienen sentido en cada fase. Según los objetivos de cada una de las partes involucradas, las cláusulas serán unas u otras.

Si tienes dudas, escríbenos a [email protected] o llama al (+34) 935 185 385