crowdfunding

Descubre los tipos de crowdfunding que existen en el mercado

Tipos de crowdfunding

Como consecuencia de la difícil situación financiera atravesada en España y Europa durante los últimos años, no siempre ha sido posible contar con la ayuda de bancos y entidades financieras a la hora de iniciar proyectos innovadores, irruptores y diferentes. Por ello, han ganado importancia figuras alternativas de financiación colectiva como la del crowdfunding, especialmente en el ecosistema startup.

La financiación colectiva es un concepto que apareció a finales del siglo XX principios del siglo XXI, pues hasta entonces era inevitable considerar la deuda contraída con las entidades financieras como un capitulo esencial en cualquier proyecto empresarial.

Con el crowdfunding apareció una nueva forma de financiación basada en la cooperación colectiva de determinados proyectos empresariales.

El principal objetivo del crowdfunding es permitir a los emprendedores financiar sus proyectos prescindiendo de entidades financieras y priorizar las condiciones del proyecto por encima de la propiedad del mismo.

La obtención de financiación se canaliza a través de diferentes plataformas web, abiertas a cualquier inversor.

Dependiendo de la aportación y en función de lo que reciben a cambio las personas que aportan recursos a estos proyectos como contraprestación, podemos distinguir distintos tipos de crowdfundings:

  1. REWARD BASED CROWDFUNDING

Es conocido como la primera modalidad de crowdfunding, la de recompensa, y consiste en que, quien aporta fondos a un determinado proyecto recibe una recompensa a cambio de estar relacionado/a de forma directa con el proyecto.

El crowdfunding de recompensa se acostumbra a utilizar en las etapas iniciales de la ejecución del proyecto.

Saber qué tipo de financiación por crowdfunding estamos utilizando es también relevante a nivel fiscal ya que los fondos recaudados tributarán de forma diferente en un tipo u otro. En el caso una aportación por una recompensa es indiferentemente de si se trata de una persona física (autónomo) o una persona jurídica, será una operación grabada con el IVA, ya que en estos casos la entrega en metálico se considera un pago anticipado por el bien o servicio que la empresa se ha comprometido a entregar.

  1. EQUITY BASED CROWDFUNDING

También conocido como “Crowdinvesting”, con el crowdfunding de inversión, la empresa ofrece a la persona que aporta fondos, pasar a ser inversor del proyecto, y por lo tanto obtener una participación en la empresa.

Cuando estemos ante este tipo de financiación, estas operaciones estarán sujetas al Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados.

  1. LENDING BASED CROWDFUNDING

Corresponde al crowdfunding de préstamo, es decir, la financiación se hace como préstamo, por lo tanto los fondos aportados serán retornados con un interés determinado en un plazo pactado entre ambas partes.

Asimismo la parte receptora de los fondos aportados deberá de devolver el principal junto con los intereses de este devengado, y estos serán gravados con el Impuesto de Sociedades, aunque constituirán gastos deducibles.

  1. DONATION BASED CROWDFUNDING

El crowdfunding de donación, como su propio nombre indica, consiste en la entrega desinteresada de dinero al proyecto. Las personas que firman el proyecto son donantes totalmente altruistas y no se les ofrece ninguna contraprestación por su aportación.

Aquí, para saber cómo tributarán los fondos recibidos por este medio, deberemos atender al sujeto pasivo por ser diferente en los casos en que el donatario es una persona física o una persona jurídica, ya que el Impuesto sobre Donaciones, el sujeto pasivo es el donatario, que es quien recibe la donación, y es siempre una persona física. Por cuanto las donaciones realizadas a favor de personas jurídicas quedarán grabadas por el Impuesto de Sociedades.

  1. DONATION-REWARD MIX BASED CROWDFUNDING

Es un mix del crowdfunding de donación y recompensa, ya que consiste en la donación de fondos a cambio de una recompensa que no tendrá relación directa con el proyecto. Es decir, los fondos donados no serán usados para producir las recompensas para los que aportan dichos fondos.

En todo caso, el beneficiario deberá declarar también en el IRPF los ingresos como actividad económica y en el caso de ser una persona jurídica tendrá que declararlo también en el impuesto de sociedades.

De manera resumida, se podría decir que se trata de un método muy útil que globaliza el mundo de la inversión, rompe con los cánones estructurales instaurados hasta el momento en el desarrollo y en la evolución del mercado que adquiere una importancia sumaria y que supone el día a día y la oportunidad de muchas startups de entrar en el mercado e instaurarse como potenciales productos exitosos y fructíferos.